Miércoles, 10 Febrero 2016 20:24

Copa Colegial ( primer partido )

El partido inaugural de la Copa Colegial Zaragoza & Bifrutas de 2016 supuso el debut de los Torreones de Montearagón y de los Toros de Nuestra Señora del Carmen. Tan en serio se lo tomaron unos y otros, que hicieron del partido, algo eterno, el primer encuentro de la historia de la Copa Colegial en Zaragoza que se va hasta las dos prórrogas, en la que intensidad y emoción se dieron cita para honrar el baloncesto colegial.

 

Primer cuarto: Algo grande se prepara 

Desde el inicio se notó que algo grande podía pasar en el pabellón del colegio Montearagón. Dos equipos que salían a por todas con un acierto desmedido en una sucesión de canastas de unos y otros que apenas lograban escaparse en el marcador. Máxima igualdad que se cerraba con un electrónico abultado para el primer cuarto, que se iba hasta el 12-15. 

Segundo cuarto: Solidez de los Torreones 

Los Torreones daban muestra de ser un equipo sólido, construido desde los cimientos. Con una defensa solvente y una plantilla larga y variada, el equipo local lograba escaparse en el marcador en el segundo cuarto. Mantenían la racha anotadora los chicos de Montearagón, que lograban nada menos que 17 puntos en un segundo cuarto tremendo en el que además, frenaban a su rival, que se quedaba en apenas 6, para el 29-21 con el que se llegaba al descanso. 

Tercer cuarto: Los Toros lo voltean todo 

De repente, como recién salidos de chiqueros, canalizando sobre la pista toda la rabia contenida, los Toros de Nuestra Señora del Carmen arrasaban con todo tras la reanudación. Con Sarasa en modo estelar, con nueve puntos consecutivos, le daban la vuelta al marcador en un abrir y cerrar de ojos. También la defensa se ponía a funcionar, frenando la producción ofensiva de su rival, que tras anotar 29 puntos en la primera parte, se quedaba en apenas 7 en el tercer cuarto, viendo como el electrónico se les ponía en contra, 36-40 para acabar el tercer cuarto. 

Cuarto cuarto: Hasta el rabo todo es Toro 

El partido seguía dando bandazos de un lado hacia otro tras los tres primeros cuartos. Se había pasado de la igualdad, a la superioridad local y de ahí, al aplastamiento visitante. Y con esos ingredientes, el desenlace se presumía imposible de adivinar. De repente, los Torreones resurgían desde los escombros para anunciar que no, que aquel partido no se había acabado y que la victoria todavía se podía quedar en Montearagón. Salían al último cuarto lanzados con un parcial de 8-0 que por enésima vez, le daba la vuelta al marcador (44-40), con todavía siete minutos por jugar. De parcial a parcial, 0-5 para los Toros y nuevo cambio de liderato (44-45). Se entraba en la zona de peligro, en el momento el que las muñecas se encogen y en el que los tiros libres se tornan decisivos. Erraba tres Montearagón, que se ponía en manos de Esteso para llevarse el triunfo, poniéndose uno arriba y vislumbrando ya el final (47-45). Y ahí, apareció Ágreda, al que no le tembló la mano, anotando los dos desde el 4.60 para llevar el partido a la prórroga (47-47). 

Prórroga: Épica hasta el final

 

El partido llegaba a la prórroga sin un favorito claro. Los dos equipos sentían la responsabilidad del momento, descubriendo desde el inicio, lo que supone jugar la Copa Colegial. A falta de brillo, la emoción lo inundaba todo. Incapaces de anotar en juego, los tiros libres se convertían en una ruleta rusa en la que cualquier error se podía tornar fatal. Hasta así se mantenía la igualdad, ambos equipos compartían aciertos y errores hasta el final, al que se llegaba con los Toros dos arriba con posesión para los Torreones. Sin saber muy bien cómo, Román encontraba el camino a la canasta sin excesiva dificultada para volver a empatar el partido y llevarlo a una segunda prórroga (54-54). A los nervios se unía el cansancio, que se reflejaba en tiros libres que apenas llegaban a canasta y calambres que además de encoger las muñecas, también paralizaban las piernas. Tras cuatro errores desde el tiro libre, los Toros inauguraban la anotación con canasta de Poves. Cada vez costaba más anotar y alcanzar una renta de cuatro puntos se antojaba definitiva, gracias a los tiros libres anotados por Asensio. Respondía nuevamentevRomán, pero ya sin tiempo para más. Victoria para Nuestra Señora del Carmen (56-58) en un partido que entra en la historia y que sirve para honrar el espíritu de la Copa Colegial.

 

 

Todas las Fotos de la Precopa Colegial en Menu > Galería > Copa Colegial (primer partido)

back to top